Cómo criar a un niño sano

Criar a su hijo de una manera saludable es importante para aumentar las posibilidades de que tenga una buena salud en la edad adulta. Sin embargo, puede resultar difícil saber por dónde empezar. Hay muchas cosas que puede hacer para proteger la salud de su hijo, desde ayudarlo a aprender buenos hábitos alimenticios, protegerlo de los riesgos ambientales y fomentar el bienestar emocional de su hijo.



tenista de 13 años

Parte 1 de 4: Presentación de hábitos alimentarios saludables

  1. 1 Anime a su hijo a beber mucha agua. Los niños se deshidratan más rápidamente que los adultos, por lo que es importante que la hidratación sea una prioridad. Para cuando un niño le dice que tiene sed, ya ha comenzado a deshidratarse, por lo que debe tener agua disponible durante todo el día y ofrecer agua a su hijo con frecuencia.
    • Los niños pequeños, mayores de un año, deben beber aproximadamente cuatro vasos (32 oz) de agua al día, mientras que los niños mayores deben beber aproximadamente ocho vasos de agua al día.
    • Puede comprobar si su hijo está deshidratado por sus hábitos de baño. Si orinan con frecuencia y su orina es de color amarillo claro, entonces no están deshidratados.
    • Otros signos de deshidratación incluyen boca seca, sed, no mojar los pañales durante cuatro a seis horas (para bebés), estreñimiento, mareos, irritabilidad o somnolencia (en niños) y un punto blando hundido en la parte superior de la cabeza del bebé.
    • También es posible (pero raro) que un niño se sobrehidrate. Los síntomas de la sobrehidratación incluyen confusión, convulsiones, coma o acumulación excesiva de líquido en los pulmones y la parte inferior de las piernas. La sobrehidratación generalmente solo ocurre con ciertos problemas médicos o rara vez cuando se les da a bebés o niños pequeños fórmula diluida o demasiada agua cuando están enfermos.
  2. 2 Inculca hábitos saludables desde el principio. Incluso cuando tenga un bebé, si al niño no se le presentan los dulces, los dulces, las galletas, las gaseosas y cosas por el estilo, no tendrá antojos de estos alimentos. Por lo tanto, no necesitarán este tipo de golosinas a medida que envejezcan y esto conducirá a una mejor salud general.
    • En lugar de darle galletas u otros dulces como bocadillo, dele a su hijo una pequeña porción de fruta (uvas, plátanos, fresas). Estos tienen el azúcar que desean, pero no del tipo demasiado procesado.
    • Simplemente no compre dulces procesados ​​ni alimentos grasos. Si no los guarda en su casa, será más fácil mantenerlos alejados de sus hijos.
  3. 3 Introduzca frutas y verduras. Come una verdura diferente cada noche. ¡Hazlo divertido! Tal vez una noche podría ser una cena de temática asiática, y podrías comer una ensalada de pollo asiática, o tal vez una cena irlandesa, y podrías comer papas.
    • La clave aquí es la variedad. Hay muchos tipos de frutas y verduras. Dele a su hijo una prueba de diferentes cosas para que se exponga a estos sabores y se acostumbre a ellos desde el principio.
  4. 4 No premie a los niños con dulces. Si su hijo muestra buen comportamiento, no le dé dulces. Eso solo le enseña al niño que el buen comportamiento solo lo vale por los dulces. Recompénselos con algo educativo, intelectual o simplemente con un simple abrazo. Esto ayudará a inculcarles un aprecio por las golosinas, en lugar de una actitud de derecho.
    • Intente recompensar a su hijo con tiempo de calidad o actividades divertidas para que no aprenda a depender de la comida para su satisfacción o para sentirse bien consigo mismo.
  5. 5 Coman en familia. Los estudios demuestran que comer más en casa a menudo conduce a opciones de alimentación más saludables. Además del tiempo de calidad con sus seres queridos, comer en casa le permite controlar el tamaño de la porción de su hijo, introducir nuevos alimentos y reduce la probabilidad de que su hijo se convierta en un quisquilloso para comer al poder elegir del menú en la mayoría de las comidas.
  6. 6 Prepare comidas desde cero cuando sea posible. Crear una comida desde cero significa que usted controla cada ingrediente que ingresa al cuerpo de su hijo. Puede optar por sustituir los ingredientes más saludables o cambiar una receta para tener en cuenta las preferencias de sabor de su familia.
    • Puede optar por sustituir la mantequilla por aceite de coco si prepara una comida desde cero. Las sustituciones en restaurantes o en comidas preparadas son menos fáciles.
  7. 7 Refuerce una imagen saludable de sí mismo para su hijo. No importa qué tipo de alimentación haga su familia, es importante criar a su hijo con una buena imagen de sí mismo. Dígale a su hijo que es hermoso y hable sobre amar su propio cuerpo delante de su hijo. También debe centrarse en los beneficios para la salud de comer ciertos alimentos en lugar de si ciertos alimentos le harán subir o bajar de peso.
    • No hables excesivamente de la necesidad de hacer dieta o de cuánto te desagradan los aspectos de tu cuerpo frente a tu hijo.
    Anuncio

Parte 2 de 4: Mantener un estilo de vida activo

  1. 1 Ejercicio. Practique deportes y juegos con sus hijos. A edades tempranas inscríbase en fútbol, ​​baile, voleibol, béisbol, softbol, ​​fútbol, ​​baloncesto, gimnasia, tenis, golf o cualquier otra actividad extracurricular. Mantenerse en forma puede ser divertido, y practicar deportes no solo enseña habilidades atléticas, sino que también ayuda socialmente y desarrolla habilidades para compartir y trabajar en equipo.
    • Los niños deben tener aproximadamente una hora de tiempo activo cada día.
  2. 2 Realice salidas familiares activas. Pase tiempo con sus hijos mientras está activo. Ir a caminar. Llévalos al parque acuático. Llévalos a un parque normal. Jugar a la rayuela. Saltar la cuerda. Haga cosas con sus hijos que impliquen más que simplemente sentarse en el sofá. ¡Será bueno para los dos!
  3. 3 Reemplaza el tiempo frente a la pantalla por tiempo activo. Pasar demasiado tiempo frente al televisor o la computadora no es bueno para los niños. No promueve tanto el desarrollo del cerebro como el juego activo y no es bueno para la vista. Además, cualquier tiempo que se pase frente a un dispositivo electrónico es tiempo que podría haberse gastado jugando y gastando energía.
    • Trate de pensar en actividades divertidas y activas para sus hijos en lugar de mirar televisión o jugar videojuegos. También debe limitar la cantidad de tiempo que su hijo puede pasar con estos dispositivos a dos horas por día.
  4. 4 Descanse mucho. Los niños necesitan dormir mucho más que los adultos porque están creciendo y desarrollándose activamente, tanto física como mentalmente. Un niño que ha descansado bien tiene más energía para estar activo durante las horas de vigilia, así que asegúrese de que su hijo duerma lo suficiente. El niño pequeño promedio necesita entre 12 y 14 horas de sueño por día (incluidas las siestas), mientras que los niños de cinco a 12 años generalmente necesitan alrededor de 10 horas de sueño por día. Anuncio

Parte 3 de 4: Considerando factores externos

  1. 1 Mira tu entorno. Los niños son más susceptibles a los gérmenes y enfermedades porque su sistema inmunológico aún se está desarrollando. Por lo tanto, es importante brindar un entorno limpio y seguro para sus hijos. Esto incluye cosas como lavarse las manos con frecuencia (usted y sus hijos) y mantener la casa limpia para minimizar los alérgenos que podrían causar alergias o asma en su hijo.
    • También debe evitar los limpiadores con productos químicos agresivos como lejía o amoníaco siempre que sea posible. Intente comprar limpiadores con ingredientes no tóxicos y mantenga siempre los productos de limpieza fuera de su alcance.
  2. 2 No fume. Los niños cuyos padres fuman se enferman con más frecuencia que aquellos cuyos padres no fuman. El humo de segunda mano puede causar asma y ataques de asma en los niños. También puede provocar casos más altos de infecciones de oído, bronquitis y neumonía en los niños.
  3. 3 Hágase chequeos regulares. Lleve a su hijo al pediatra para un chequeo al menos una vez al año si es posible. Su pediatra puede verificar problemas de salud y recomendar tratamientos o ajustes según sea necesario.
  4. 4 Vacune a sus hijos. Vacunar a sus hijos ayuda a protegerlos (y a otros) de enfermedades potencialmente graves, pero completamente prevenibles, como la polio y el sarampión. Esta es una de las mejores y más fáciles cosas que puede hacer para ayudar a su hijo a llevar una vida saludable.
    • Si tiene preguntas sobre las vacunas, consulte fuentes confiables como los CDC y la Organización Mundial de la Salud, o consulte a su pediatra. Hay mucha desinformación en línea que puede asustar a los padres.
    • A pesar de los rumores de Internet, una investigación cuidadosa ha encontrado que las vacunas no están relacionadas con el autismo. Se descubrió que el único investigador que afirmó esto estaba falsificando sus datos y ocultando grandes pagos a abogados que querían demandar a los fabricantes de vacunas. El autismo comienza en el útero y los padres no pueden controlar si sus hijos se vuelven autistas.
    • Además de no estar en riesgo de sufrir muchas enfermedades graves, los niños vacunados obtienen puntuaciones más altas en las pruebas.
  5. 5 Ponga los objetos potencialmente peligrosos fuera de su alcance. Hay muchos productos químicos, sustancias y objetos diferentes que podrían causar un daño severo a su hijo si los agarra. Para proteger a su hijo, ponga cualquier artículo inseguro fuera del alcance de su hijo, como en un armario con llave, una caja fuerte o en un estante alto. Algunos elementos que debe mantener fuera del alcance de su hijo incluyen:
    • armas de fuego y otras armas (manténgalas bajo llave en una caja fuerte y descargadas en todo momento)
    • productos químicos, como limpiadores, pesticidas y productos para el cuidado personal
    • plantas de interior, especialmente cactus y plantas potencialmente tóxicas
    • artículos pequeños con los que un niño se puede ahogar, como botones, tornillos o canicas
    • medicamentos, recetados y sin receta
    • productos de alcohol y tabaco
    • basura
  6. 6 Proteja a su hijo con un asiento de seguridad adecuado. Los asientos para el automóvil son esenciales para los niños hasta que tienen la edad suficiente para usar un cinturón de seguridad normal, que suele ser entre los ocho y los 12 años. Asegúrese de tener un asiento para el automóvil que sea apropiado para la edad y el tamaño de su hijo y utilícelo siempre que viaje con él.
    • Siempre coloque el asiento de seguridad de su hijo en el asiento trasero de su vehículo. Las bolsas de aire pueden dañar gravemente a su hijo si está en el asiento delantero.
    • Use un asiento para el automóvil orientado hacia atrás hasta que su hijo tenga dos años. Luego, cambie a un asiento de seguridad orientado hacia adelante.
    • Asegure la correa sobre el pecho de su hijo, al nivel de la axila.
  7. 7 Anime a su hijo a usar un casco. Cuando su hijo esté usando una bicicleta, patineta, patines o patineta, siempre debe usar un casco. Asegúrese de que el casco de su hijo esté certificado por la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor (CPSC) para garantizar que sea un casco de calidad. Esta información debe estar impresa en la etiqueta.
    • El casco de su hijo debe ajustarse cómodamente a su cabeza y también debe cubrir su frente. Asegúrese de que no se mueva cuando se mueva. El casco debe permanecer en su lugar. Puede ajustar la correa de la barbilla para mejorar el ajuste.
    Anuncio

Parte 4 de 4: Mantener el bienestar emocional

  1. 1 Pase tiempo con sus hijos. Los niños necesitan pasar tiempo con sus padres y sentir que son una prioridad en la vida de sus padres. Reserve un tiempo todos los días para tener una interacción ininterrumpida con sus hijos. De esta forma, se sentirán valorados y priorizados y tendrá un impacto positivo en su bienestar emocional.
  2. 2 Preste atención a las emociones de su hijo. Aunque a menudo es fácil descartar el comportamiento de sus hijos como asociado con la edad (los terribles dos años, la angustia adolescente, etc.), es importante reconocer que los sentimientos de su hijo son reales y válidos y que deben sentir que los respeta. y sus emociones. Deje que sus hijos le hablen sobre lo que les molesta. Trate de ayudarlos a superar sus sentimientos con calma.
    • No trivialice los sentimientos de su hijo, especialmente si los comparte con usted. Escuche lo que dicen y trate de ayudarlos a resolver cualquier enojo o sentimientos heridos que puedan estar experimentando.
  3. 3 Consiga ayuda para su hijo si la necesita. A veces, los niños necesitan más ayuda de la que los padres pueden brindarles. Tal vez esto signifique visitas a médicos especializados, o tal vez esto signifique algún tipo de apoyo emocional profesional, a través de terapia, asesoramiento, rehabilitación, participación en la iglesia, etc. Debe concentrarse en brindarle a su hijo la ayuda que necesita independientemente de cómo crea que se refleja sobre usted como padre, o cualquier estigma social negativo que pueda estar asociado a la ayuda que cree que su hijo necesita.
    • Es posible que su hijo necesite ayuda si presenta alguno de los siguientes síntomas:
      • Cambios de humor
      • Cambios de comportamiento
      • Dificultad para concentrarse
      • Pérdida de peso rápida
      • Sentimientos intensos
      • Comportamientos autolesivos
      • Abuso de sustancias
    Anuncio

Preguntas y respuestas de la comunidad

Buscar Agregar nueva pregunta Haga una pregunta Quedan 200 caracteres Incluya su dirección de correo electrónico para recibir un mensaje cuando se responda esta pregunta. Enviar
Anuncio

Vídeo . Al utilizar este servicio, es posible que cierta información se comparta con YouTube.

Consejos

  • No permita que la salud se vuelva demasiado estresante.
  • Practica deportes con los niños.
  • Sea activo con su hijo.
  • Haga que comer sano sea divertido.

Anuncio

Advertencias

  • No haga que la salud sea tan importante que al niño le falte felicidad. Un dulce ocasional está perfectamente bien, pero no dejes que se convierta en algo excesivo.
  • No se muera de hambre ni, lo que es más importante, a sus hijos. Esto puede provocar anorexia, bulimia y otros trastornos alimentarios más adelante en la vida.
Anuncio

Temas Populares

Un vistazo a los nombres principales que regresarán al tenis en agosto, que incluyen a jugadores como Serena Williams y Simona Halep. Sloane Stephens, Venus Williams y Petra Martic también se unirán a la refriega en uno de los tres eventos durante las próximas 2 semanas.

Tommy Paul se enfrentará al favorito local Gilles Simon en la primera ronda del Masters de París. Paul y Simon nunca antes se habían enfrentado en el ATP Tour.



Cómo les fue a los grandes del tenis después del matrimonio

'Bridge and Tunnel', una nueva serie de Edward Burns, se estrena el domingo por la noche. A continuación, le indicamos cómo puede ver el programa en línea sin cable.



¡Sorprendentemente, Pete Sampras nunca ha llegado a la final también !.